:::Dislexico Encantador:::

... y su mundo de Ficción

Name:
Location: DF, Mexico

Resulta ser una persona completamente normal, absurdamente ordinario; tanto asi que bien podria ser producto de la imaginación de alguien mas creativo. Me educarón para decir que soy del DF y que estudie diseño Grafico

Thursday, June 01, 2006

Aquellos viejos tiempos

Esta maldita necesidad de dinero me mata, deberíamos vivir en una de esas utopías de las que tanto han escrito. Todos son sueños tenidos y perdidos, estupidas utopías por eso son utopías; y mientras, que nos lleve la chingada a todos, bueno, desafortunadamente no todos. Algunos llegamos al punto de tener que vender nuestro instrumento de trabajo. Ofrecer tus servicios de puerta en puerta sin que nadie le interese lo que sabes hacer, y este es el momento cuando uno se dice: “debí hacerle caso a mis padres y estudiar otra cosa”. Pero lo hecho, hecho esta y no quiero dejar de hacer esto que tan bien hago. Añorados recuerdos de los días en los que mis colegas y yo dominábamos el mercado laboral, todos necesitaban nuestros servicios; no importaba derrochar el dinero en fiestas o mujeres porque en la misma fiesta te salía trabajo. Y ahora tengo que mendigar por un trabajo que me de para comer; las malditas reformas, maldito gobierno que me quito el empleo.

- Oye Cienfuegos ando vendiendo esto, ¿no sabes de alguien que le pudieran interesar?
- A ver déjame echarles un vistazo, uy no mi chavo ya nadie necesita eso.
- Seguro conoces a alguien que me las pudiera comprar, ando bien roto y necesito el dinero. De otra forma no las vendería.
- Mm. esta difícil mi Güero, sabes que eso es paredón seguro
- Ya lo se, de cualquier forma no tengo otra cosa que ofrecer, son mi herramienta de trabajo o ¿no conoces de alguna chamba para mi?
- Menos mi Güero esto esta bien muerto, jajajajajaja, literalmente los matamos a todos.
- Vivimos tiempos difíciles en los que todo el mundo se quiere.
- Si caray, de pronto le dio a todos por ayudarse los unos a los otros, ahora todo mundo se muere tristemente en sus casas de viejos o enfermos.
- El maldito desempleo nos esta matando paradójicamente, siendo nosotros los que matábamos.
- Así es la evolución, ahora trabajo de maestro en una construcción, hazme el favor.
- Yo ni eso tengo. Pero andale mi Cienfuegos consígueme comprador.
- Bueno, conozco a un coleccionista, ¿son calibre .45 verdad?
- Si, automática y las cachas con incrustaciones de oro y plata.
- Pues déjame ver, no te prometo nada.
- Ahí te lo encargo.
- Simón, yo te aviso. Hasta la vista.
- No dejes de hacerme este favor, por los buenos tiempos. Yo te busco.